Duración: 4 semanas

Horas de curso: 96 horas

.....

Modalidad: A distancia, dictado en la plataforma virtual del Centro REDES.

El modo clásico de manejo agrícola prestaba relativamente poca atención a la variabilidad en las condiciones del suelo y a la influencia de la topografía local en la distribución del agua. En consecuencia, grandes superficies de cultivo recibían un tratamiento homogéneo en cuanto a insumos como fertilizantes, riego y fumigación, basado en apreciaciones generalizadas. El costo relativamente bajo de los insumos respecto del valor de venta de los productos, permitía su uso intensivo, homogeneizando artificialmente la variabilidad del campo. El aumento en los precios de los insumos, unido al encarecimiento de la tierra y a la necesidad de expandir la frontera agrícola a zonas menos adecuadas, ha obligado a abandonar el modo clásico de manejo en favor de otro basado en la atención a la variabilidad. Este modo de manejo se conoce como agricultura de precisión, agricultura por zonas de manejo o agricultura sitio-específica.

El desarrollo de la agricultura de precisión se basa en una premisa y en una necesidad. La premisa es que los campos de cultivo no son uniformes en cuanto a la distribución de nutrientes, humedad del suelo, topografía, y otras variables. Por lo tanto, sembrar ignorando esta variabilidad naturalmente conduce a un mal manejo que redunda en malgasto de fertilizantes, riego y otros recursos, y no contribuye a mejorar la productividad. La necesidad de tomar en cuenta la variabilidad es por un lado financiera, ya que el costo de los agroquímicos es cada día más elevado y conviene no desperdiciarlos aplicándolos en tierras que no los necesitan. Y por otro lado es ambiental, ya que por legislación, así como por responsabilidad social, su uso debe quedar limitado a lo estrictamente necesario. La agricultura de precisión se conoce también como agricultura por ambientes, para poner énfasis en la concepción de que un lote se compone de ambientes, o zonas, con características en parte comunes pero en parte diferentes. La agricultura de precisión es una agricultura sitio-específica. Es en la delimitación de dichas zonas donde intervienen los sistemas de información geográfica y las imágenes satelitales.

Este curso está orientado a quienes desean introducirse a las prácticas geoespaciales comunes en la agricultura sitio-específica, o agricultura de precisión. No se tratan temas propios de las ciencias agronómicas sino puntualmente, como contexto de los ejercicios. El énfasis recae sobre la aplicación de recursos derivados de los sistemas de información geográfica y de la interpretación de imágenes tomadas desde satélites para generar mapas de variabilidad en suelo y cultivo, estimación de rindes, clasificación de cobertura a escalas local y regional, monitoreo de crecimiento y evaluación de estrés hídrico a escala regional. Se trabaja con programas y productos satelitales de acceso libre y gratuito, pero los conceptos y las técnicas son aplicables a productos satelitales comerciales.

Una sección designada Casos de Estudio incluye bibliografía comentada, así como los artículos originales, y tiene como objetivo abrir caminos de investigación más allá del contenido del curso.